pechugas a la nata

Hacer pechugas a la nata, esta receta sencillamente está buenisima. Es fácil de hacer y estoy segura que te encantará.

Hacer pechugas a la nata en casa, y que parezca un plato de restaurante, nunca fue tan facil.

Puedes darle tu propio toque, con por ejemplo, añadiendo un trozo de queso azul, o unos granos de pimienta verde. También si le añades unos pocos champiñones y los salteas junto a las pechugas, le darás un toque único.

Ingredientes para 4 personas:

  • 150g de nata líquida
  • 3 cebollas grandes
  • 2 pechugas de pollo en filetes
  • nuez moscada
  • pimienta
  • aceite de oliva virgen

Elaboración de pechugas a la nata:

Salpimentar las pechugas. En una sartén con un chorro de oliva, si prefieres puedes usar mantequilla (opcional,las pechugas pueden ser a trozos), freírlas hasta que queden bien doraditas. Escurrir bien de aceite y reservar.

Pelar la cebolla, cortarla en trocitos y sofreír la en el aceite en el que hemos frito las pechugas, tras retirar el sobrante de aceite.

Cuando la cebolla está blanquita, se incorporan las pechugas y se deja que cuezan unos 10 minutos a fuego lento.

A continuación, se añade la nata de cocinar líquida y se mueve bien. Se espolvorea con la nuez mascada, con cuidado de no rallar demasiada, pues da mucho sabor.

Se remueve otro poco y se aparta, se puede servir acompañadas de unas judías verdes al vapor, o de una buena ensalada, aunque las patatas fritas…serán pecado mortal.

 

 

 

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.