Cuajada

Cuajada casera

Cómo hacer cuajada casera de manera tradicional, esta receta es muy fácil y deliciosa, tanto que no volverás a comprarla hecha.

La cuajada, es uno de los postres que más me han gustado siempre, y hasta ahora siempre lo había comprado en el supermercado pero hace un tiempo probé la auténtica cuajada casera y me enamoro. Nada que ver con lo que había estado comiendo hasta entonces, ni con mezclas densas ni gelatinosas que venden en supermercados.

La densidad y cremosidad de la cuajada depende de la calidad de la leche con que se labora. Y esta, a su vez, de la época del año los periodos de reproducción y la estancia de las ovejas y de cómo son los pastos con los que se alimentan.

La cuajada elaborada con leche de primavera, es más grasa, por lo tanto resulta más cremosa que la de cualquier otra época del año.

Para encontrar los ingredientes en este caso hay que ser un poquito más selecto, lo ideal es encontrar leche de oveja fresca no utilizada, y el cuajo, esto último en las farmacias lo podéis encontrar sin ningún problema. La única dificultad es encontrar leche fresca de oveja

La cuajada básicamente es un producto lácteo, de textura cremosa, que se labora con leche coagulada por acción del cuajo. Normalmente se suele endulzar con azúcar o con miel, también se suele añadir trocitos de nueces, pasas o trocitos de fruta.

 

Ingredientes para 6 personas:

  • 1 l de leche de oveja
  • cuajo líquido
  • sal

Elaboración cuajada casera:

Distribuir en el fondo de 6 tarros de barro, porcelana o cristal, entre 2 o 3 gotas de cuajo líquido.

Ponemos a hervir la leche con una pizca de sal, nada más hierva retiramos inmediatamente del fuego.

Cuando metamos el dedo sin quemarnos, distribuiremos la leche en los tarros, dejando que cuaje a temperatura ambiente, sin tocarlos, durante unos 15 minutos.

Si en algunos tarros hay más nata que en otros, podemos distribuir por todos por igual, nada más vertamos la leche.

Si no vamos a comer inmediatamente, las cubriremos con papel film o tapa si estas las tienen, y las introducimos en la nevera, como un total de 2 o 3 días, (este postre se puede acompañar con miel y frutos secos).

 

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.