Medallones de bonito

Medallones de bonito

Hoy vamos a hacer la receta de medallones de bonito, es una receta que aunque es un poquito más elaborada, para los niños es muy buena, es una forma de que coman pescado y que además les guste.

Yo empecé a hacerla en casa cuando mis hijos eran pequeños, y ya se ha quedado como una de las recetas habituales, y eso que ya son mayores.

A pesar de que solemos confundir el bonito con el atún hay que especificar que el bonito del norte representa la gama más alta dentro de los túnidos, diferenciándose fundamentalmente por su exquisito sabor, suave textura y tono blanco. Mientras que el atún claro tiene un color más rojizo y aunque su textura no es tan fina, conserva un sabor muy agradable para los paladares.

En nuestro caso como la receta va más enfocado a los pequeños de la casa, yo prefiero hacerlo con bonito. La receta en si es como elaborar croquetas, solo que a la hora de prepararlas o rebozarlas, yo hago cuadrados más grandes. Luego van rebozados por harina huevo y pan rallado exactamente igual que las croquetas.

 

Ingredientes para 6 personas:

  • 250 g de bonito fresco
  • 750 ml de leche
  • 1 puerro
  • 1 zanahoria
  • una cebolleta
  • 2 dientes de ajo
  • 75 g de harina
  • 100 ml de salsa de tomate
  • harina, huevo batido y pan rallado para rebozar
  • aceite de oliva
  • tener preparada una ensalada al gusto

Elaboración medallones de bonito:

Limpiamos bien el puerro, lo picamos y ponemos en una cazuela. Cubrimos con la leche y cocemos a fuego suave durante 6 o 8 minutos. Colamos y reservamos la leche.

Picamos los dientes de ajo. Pelamos la cebolleta y cortamos en trocitos muy pequeños. Pelamos la zanahoria y rallamos. Ponemos las verduras a pochar en una cazuela con un chorrito de aceite. Cuando cojan un poquito de color, añadimos el bonito en dados pequeños. Rehogamos un poco y agregamos la harina. Cocinamos un poco y ponemos a punto de sal.

Vertimos la leche poco a poco y cocinamos la masa durante 6 o 8 minutos. Incorporamos la salsa de tomate, mezclamos bien, pasamos  la masa a un bol y dejamos que se enfríe.

Sacamos la masa del recipiente y cortamos en cuadrados. Rebozamos por harina, huevo batido y pan rallado. Ponemos a calentar abundante aceite en una sartén y freímos los cuadrados. Escurrimos sobre un plato cubierto con papel absorbente. Servimos los cuadraditos y acompañamos con una ensalada al gusto.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.